La nueva forma de conocer a la Argentina.
Turismo
Historia
Geografía

Biomas de Entre Ríos

A lo largo de riberas e islas de los grandes ríos y en los tramos inferiores de los cursos que en ellos desembocan, se halla el bioma denominado selva de galería, con gran cantidad de especies leñosas vinculadas con la flora subtropical en el Uruguay y con la chaqueña en el Paraná.

 

En el extremo noroeste influye el bosque chaqueño, con el dominio de ñandubay y palma caranday. Se lo llama popularmente selva de Montiel porque semeja un aspecto selvático con enredaderas, líquenes, cactáceas y claveles del aire que descienden de las ramas de los árboles.

 

En el centro norte se presenta el bioma espinal, siendo un espacio de transición entre el bosque chaqueño y el pastizal pampeano, caracterizado por la coexistencia de gramíneas, arbustos y árboles adaptados a las condiciones climáticas. Al sur esta vegetación se fusiona y constituye, empobrecida en especies, el monte blanco del Delta, con sauces, ceibos y alisos del río, entre otros.

 

Al sur y al este se extiende la zona de los pastizales, con árboles bajos y arbustos aislados o en pequeños grupos -talas, espinillos, quebrachos blancos y algarrobos, entre otros-. Los pajonales y totorales formados por gramíneas acuáticas, ciperáceas y especies palustres son componentes obligados de la vegetación; se ubican en el fondo de los valles bajos, en cañadas y bañados, sobre las orillas interiores de las islas del Delta.

Los ríos forman una barrera protectora para la fauna pues la aíslan de la depredación. Los habitantes se han preocupado por conservar esa valla natural y han sumado además medidas que limitan la caza y la pesca de las especies.

 

Las aves que abundan en la provincia habitan ríos, arroyos y lagunas: cigüeña, tutuyú coral, garza mora, bandurria, cuervillo y espátula, junto con algunas palmípedas, patos y cisnes. Los pájaros más comunes son pirincho, urutaú, cardenal, martín pescador, biguá y carpintero. Dentro de la familia de los reptiles encontramos yacaré, iguana y lagartija; entre los ofidios existen ejemplares de serpiente de coral, boa, cascabel y la mortífera yarará.

 

Entre otros animales del territorio hallamos: carpincho, hurón, zorro del monte, ratón de campo, mulita, peludo y comadreja.

 

La fauna ictícola entrerriana está compuesta por más de 200 especies, entre las que se destacan diversas clases de peces: armado, surubí, patí, dorado, sardina, sábalo, boga, pacú y dientudo.

 

Área Natural Protegida

 

La provincia, además de poseer parques nacionales, creó el Sistema Provincial de Áreas Naturales Protegidas, el cual tiene como objeto proteger y conservar los ambientes naturales representativos del territorio provincial; estos se dividen en parques nacionales, provinciales y reservas naturales de usos múltiple, parque escolar rural, refugios de vida silvestre, monumentos naturales y paisajes protegidos, todos ellos bajo administración nacional, provincial, mixta o privada.

 

El Parque Nacional El Palmar fue creado con el objeto de conservar un sector representativo de los palmares de yatay. Por debajo de estos se aprecia un estrato continuo de hierbas. Algunos sectores están cubiertos por arbustales de chilcas. Encontramos ejemplares de pájaro carpintero, ñandú y, en forma aislada, inambú o perdiz sudamericana y zorro de monte.

 

            El Parque Nacional Pre-Delta preserva los ambientes del Delta superior del río Paraná. La vegetación del lugar está representada por densos pajonales isleños, con camalotes o aguapey e irupés, cuyas enormes hojas circulares son flotantes. El sector de islas tiene bosques de ceibos y curupíes y bosques de timbó blanco, además de ejemplares de nutria, lobito de río, yacaré ñato, carau, chajá, cigüeña, garza y martín pescador, entre otros.

comments powered by Disqus